ABYSS

The Abyss

Director: James Cameron.

Guión: James Cameron.

Intérpretes: Ed Harris, Michael Biehn, Mary Elizabeth Mastrantonio, Kimberly Scott, John Bedford Lloyd.

Música: Alan Silvestri.

Fotografía: Mikael Salomon

Montaje: Conrad Buff IV

EEUU. 1989. 137 minutos.

 

Cameron sumergido

        Tras el visionado de esta Abyss, cuyo noventa por ciento del metraje transcurre en las profundidades marinas, quedan claras las razones por las que James Cameron fue escogido para dirigir su celebérrima Titanic, y aún más, en lo que se refiere a sus preferencias creativas, las posteriores obras en tres dimensiones donde ha seguido explorando los continentes sumergidos. Lo más curioso del caso es que Abyss es, con sus defectos, mucho mejor película que Titanic, y en relación inversamente proporcional con ello, fue un fracaso en taquilla, e incluso se la llegó a considerar una obra fallida. No lo es en absoluto, y mucho menos considerando que, casi dos décadas más tarde, y aunque nunca se mencione, no son pocas obras main stream de cine fantástico las que han seguido sus postulados en el apartado argumental, caso de por ejemplo algunas películas de la factoría Bruckheimer, como Armageddon (ítem aparte sería la trascendencia técnica del filme: en la crítica de Terminator 2 ya se apuntó la importancia de la presente película como experimentación previa en los efectos especiales que se hicieron famosos en aquella secuela).

 

Serie B mesiánica

        Bien es cierto que Cameron recoge otros postulados, sobretodo visuales, de predecesores como Ridley Scott, de quien, tras haberlo estudiado para realizar la secuela de su Alien, queda patente que heredó el gusto por lo atmosférico (esos pasillos claustrofóbicos, llenos de tuberías; ese diseño sucio, industrial, de la nave petrolífera, que nos recuerda, guardando las distancias, la del Nostromo). En lo visual, Abyss está muy cerca de Aliens, en ambos casos obras artesanales, bien manufacturadas.         En el apartado argumental, Cameron propone un refrito diría que mesiánico de cualquier argumento de la CI-FI clásica de serie-B, una trama en la que se mezcla una misión de salvamento en las profundidades marinas, el peligro nuclear y, por si fuera poco, alienígenas. Cameron se mueve con soltura por semejante refrito, sabe perfilar los personajes, sabe plantear y desarrollar bien las situaciones de tensión, aventura o suspense para que no se note demasiado el gran dislate que en el fondo propone el argumento del filme. Por otro lado, juega a efectuar variaciones a su predecesora Aliens, estableciendo un juego dialéctico de oposición con aquella: por ejemplo, los Marines dejan de ser héroes y pasan a ser más bien un estorbo si no directamente la representación del peligro (personificados precisamente en el actor-fetiche de Cameron, Michael Biehn, quien del papel salvador de Hicks en la secuela de Alien se convierte aquí en el auténtico villain paranoico de la función); por otro lado, aquí vuelve a haber extraterrestres, pero se sitúan en las antípodas de la hostilidad, hasta el punto de salvar la vida a los protagonistas -en la plasmación de los alienígenas, sugerente y onírica, Cameron adeuda bastante a las sinfonías visuales de Douglas Trumbull, a Tron y a los extraterrestres spielbergianos de Close Encounters on the third Kird-.

 http://www.imdb.com/title/tt0096754/

http://www.rottentomatoes.com/m/abyss/

http://www.cornponeflicks.org/abyss.html

http://www.killermovies.com/a/theabyss/reviews/

http://cinepad.com/reviews/abyss.htm

Todas las imágenes pertenecen a sus autores 

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s