EN EL CENTRO DE LA TORMENTA

In The Electric Mist

Director: Bertrand Tavernier.

Guión: Jerzy Kromolowski y Mary Olson-Kromolowski,

 según una novela de James Lee Burke.

Intérpretes: Tommy Lee Jones, John Goodman, Peter Sarsgaard, Mary Steenburgen, Kelly Macdonald, Justina Machado, Ned Beatty, James Gammon, Pruitt Taylor Vince

 Música: Marco Beltrami

Fotografía: Bruno de Keyzer  

Montaje: Thierry Derocles  

EEUU-Francia. 2009. 109 minutos

Deep South

Nunca es tarde si la dicha es buena. Con dos años de retraso, y probablemente de puntillas (está por ver cuánto durará, pero por si acaso me di prisa en acudir a un pase), llega a nuestras carteleras In the Electric Mist, el regreso de Bertrand Tavernier a la dirección cinematográfica tras un largo parón (su último filme estrenado fue La Pequeña Lola, en 2004). El filme, primero de Tavernier rodado en los EEUU, se erige en un thriller de resonancias culturales y sociales, que toma como punto de partida la novela homónima de James Lee Burke (autor de novelas de misterio bastante conocido en su país de origen, algo menos aquí, entre las cuales destaca la saga del personaje Dave Robicheaux, el protagonista encarnado por Tommy Lee Jones en la película y que, en 1996, ya vistió las pieles de Alec Baldwin en la película Prisioneros del cielo, Heaven’s Prisoners, de Phil Joanou). Jerzy Kromolowski y Mary Olson-Kromolowski, tándem creativo en cuyo currículo sólo consta el libreto en 2001 de la película de Sean Penn El Juramento –otra cinta de misterio con vocación discursiva–, asumen la adaptación a relato cinematográfico que, empero, Tavernier conduce con pulso propio e intenciones bien marcadas.

La mirada fascinada

El primer aspecto destacable de la película nos cuadra con el interés que al director del eminente documental Mississippi Blues le despierta el objeto cultural retratado. Ese ínterés, traducido en personalidad visual, habilita una mirada muy particular sobre los marcados mimbres genéricos que transita, liberando la película de convenciones (al menos en la versión que yo he visto: al parecer hay un montaje efectuado para su estreno en EEUU que, probablemente palie esa visión de conjunto) y dejando aflorar claramente la mirada –llena de fervor, curiosidad y dudas– del foráneo, de aquel que retrata una realidad que no es la suya, y que intenta comprenderla y captarla. Así, sobre el papel In the Electric Mist tiene una canónica progresión de thriller, pero esa crónica negra está profunda y espléndidamente empapada del contexto geográfico, social y cultural (e histórico: nos hallamos cerca de la Nueva Orleans saliente del Katrina, y hau diversas referencias a los devastadores efectos de dicha catástrofe a diversos niveles),  y las imágenes de la película transmiten una constante y vivificante tensión entre la descripción de un ambiente viciado y la fascinación que a Tavernier le despierta esa realidad y contexto retratados.

Conexión John Sayles

Resulta muy llamativo el parangón de la película con diversos títulos de John Sayles, especialmente con Lone Star. Podríamos decir que esa conexión Sayles, que se hace explícita a través de un divertido cameo del realizador (que hace las veces de productor cinematográfico indignado al ser inquirido por Robicheaux por su trato y relación con otro tipo que consta como productor, pero que no es tal, sino el mafioso Julie Balboni –John Goodman–, que ha decidido invertir en el showbiz), da carta de naturaleza al relato en su tonalidad y en buena parte de su fondo porque las premisas reflexivas son similares –el recurso narrativo a flashbacks y la dialéctica, aquí más sofisticada y explícita, entre personajes del pasado y del presente, en aras a la formulación de las tesis radiográficas de la realidad social según el baremo del peso de la historia–, e igualmente centradas en contextos de desigualdad social: donde Sayles nos hablaba de la frontera y la inmigración mexicana, Tavernier se centra en el deep south y la segregación racial. En cualquier caso, a través del magníficamente servido discurso del pasado que vuelve, con esos fantasmas de la guerra de la Secesión que cruzan sus pasos con los del protagonista de la función, En el centro de la tormenta incide en un aspecto fundamental de la tradición americana, cual es la violencia. El filme dirime la cuestión utilizando los reflejos especulares entre ese pasado y este presente para establecer unos claros términos de denuncia de las desigualdades y la perpetuación de un modelo social injusto.

http://www.imdb.es/title/tt0910905/

Todas las imágenes pertenecen a sus autores

Anuncios

HOY EMPIEZA TODO

Ça commence aujourd’hui.

Director: Bertrand Tavernier.

Guión: Bertrand y Tiffany Tavernier, Dominique Sanpiero.

Intérpretes: Philippe Torreton, Maria Pitarresi, Nadia Kaci, Verónique Ataly, Nathalie Bécue, Emmanuelle Bercot.

Música: Louis Sclavis.

Fotografía: Alain Choquart.

Francia. 1999. 110 minutos.

 

Una mirada honesta

Haciendo un símil muy fácil podría empezar diciendo que los propósitos de Bertrand Tavernier no están muy alejados a los del protagonista de la película, profesor de esa escuela de barrio, respecto de sus alumnos, a los que intenta hacer algo más que entretener. Ça commence aujourd’hui es una obra honesta, calibrada en términos de cercanía expositiva, sencilla en el tratamiento de un tema complejo. Es un ojo abierto a la realidad educativa del día a día en un entorno de exclusión -muy cercano a nosotros, espectadores del llamado primer mundo-, cuya mayor virtud radica en su compromiso: esa mirada no guarda ningún deseo de atajar por el estómago del espectador, sino que opta por recorrer el camino más largo, la búsqueda de la empatía desde un punto de vista intelectual, analítico y crítico.

  

Radiografía de personajes

Lo primero que debe anotarse es que el guión de la película es  espléndido y está perfectamente estructurado. Abre la historia a sus personajes, y alambica la narración a partir de una trama familiar, protagonizada por la novia del profesor y el hijo de ésta, cuyas relaciones con él son difíciles, así como con los padres del primero, a quienes el filme presenta como guardianes de una generación anterior no mejor pero tampoco peor a la actual. Y esas tramas sirven de vestido (que no corsé) para ir desplegando una estimulante, y por momentos dolorosa, miríada sobre personas enfrentadas a la precariedad, y sobre instrumentos educativos y sus proveedores, en una cadena que va de los padres al Estado, pasando por profesores y graduados sociales. Tavernier va cuajando así un lúcido retrato de la realidad social descrita, guardando ciertas distancias con el estilo documentalista, combinando la concisión con los necesarios espacios abiertos a la reflexión del espectador, y apuntillando la historia con la justa dosis de dramatismo, introducida en ocasiones de forma explosiva, aunque siempre con sumo cuidado para no descompensar el tono ni el continuo afán por avanzar en sus postulados que caracteriza a la narración.

http://www.imdb.com/title/tt0186730/

http://www.auladecine.com/recursos/hoy_empieza_todo.pdf

http://www.alohacriticon.com/elcriticon/article775.html

Todas las imágenes pertenecen a sus autores.